Creando esa
sensación de luz diurna

E.ON, Malmö, Suecia

 

Descubre cómo la iluminación de oficinas está contribuyendo a que E.ON establezca nuevos estándares de sostenibilidad

Cuando las luces se
apagan

no puedes ver las luminarias, solo el techo. Y cuando se enciende la iluminación, la sensación es de luz diurna. Es casi como estar en el exterior”.


- Hans Björk, director técnico de E.ON Fastigheter Sverige AB

 

Desafío del cliente

 

Cuando la empresa energética pionera E.ON decidió renovar sus oficinas, buscó la forma de mejorar el ambiente de iluminación para sus empleados. Sin embargo, como líderes en eficiencia energética, también era esencial que E.ON diera buen ejemplo a sus clientes encontrando una solución sostenible.

La iluminación adecuada

 

La iluminación mediante LED fue la solución perfecta. La oficina recién renovada estaba compuesta de tres grandes salas de proyecto y diez salas de reuniones pequeñas, además de una sala común donde los compañeros pueden relajarse. Emprendimos la tarea sustituyendo las luces fluorescentes existentes por paneles CoreView empotrables y spotlights empotrables StyliD Mini de 17 W. El resultado es una atmósfera agradable y diáfana que permite que el personal esté relajado y sea productivo.

 

En la amplia zona común adornamos el nuevo techo colgante con luminarias de techo SoundLight Comfort. Estas luminarias tienen las mismas dimensiones que las placas del techo, pero además ofrecen una iluminación limpia y fresca, además de absorber el exceso de ruido y de eliminar el eco. Los paneles SoundLight, al igual que todos nuestros productos LED, utilizan mucha menos energía que la iluminación de oficinas tradicional. Las luminarias integradas se controlan en toda la oficina mediante controles DynaLite/DALI y Occuswitch. Además de permitir a los usuarios elegir entre cinco ajustes de iluminación, los controles ofrecen regulación por luz natural y detección de movimiento.

 

La empresa consigue un ahorro notable, dado que nunca se utiliza más luz artificial que la necesaria. Con un entorno laboral mejorado y un uso de energía reducido, se han conseguido todos los objetivos de E.ON. Un sencillo cambio a LED ha marcado toda la diferencia.

 

La sustitución de los tubos T5 y T8 por LED ha permitido ahorros de energía del 28% y del 48% respectivamente. Además, el funcionamiento que no genera calor del LED evitan gastar en aire acondicionado en verano y las lámparas LED duraderas no tendrán que cambiarse durante al menos 15 años.

Casos relacionados

You are now visiting our Global professional lighting website, visit your local website by going to the USA website